Disco Inferno: ¡Explicación del final! ¿Mel está poseída?

Ayther logo

¡Descubre la explicación del final de Disco Inferno en Netflix! ¡Spoilers!

¡Disco Infierno está disponible en Netflix! Si quieres conocer la explicación del final de Disco Inferno, ¡sigue leyendo! Disco Inferno, el cortometraje de Netflix, está dirigido por Mathew Castellanos y presenta a una mujer que enfrenta sus miedos durante su embarazo y que tiene la impresión de que un espíritu malévolo se va a llevar a su bebé.

Lo que está presenciando parece una pesadilla posparto, excepto que aún no ha dado a luz. El director presenta una historia que oscila entre la imaginación y la realidad, y nos deja a nosotros percibir el conjunto. Así que viajemos en el tiempo a los callejones marcados de Oakwood, California, y descubramos qué está pasando allí. ¡Aquí te dejamos la explicación del final de Disco Inferno en Netflix!

Explicando el final de Disco Inferno en Netflix

Al final de Disco Inferno, se revela que Mel es el bebé que vimos al principio. La madre de Mel fue asesinada por la hermana Lynn cuando ella era un bebé, dejándola huérfana. Años más tarde, Mel queda embarazada y corre la misma suerte que su hijo por nacer.

Al final de Disco Inferno, mientras Mel está atrapada en la sala de confesión, el fantasma de la hermana Lynn aprovecha la oportunidad para reclamar a su bebé. Aunque la película no explica explícitamente las razones de la obsesión de la hermana Lynn por los bebés, es obvio que tiene algo que ver con su propio pasado como mujer sin hijos. En el catolicismo, para ser monja hay que hacer voto de castidad, lo que significa que las monjas no pueden tener hijos.

Asimismo, el cortometraje da a entender que Mel y Brandon no están casados ​​y que el embarazo de Mel es inesperado. Independientemente de estos matices, los siniestros motivos de la hermana Lynn surgen de su propia incapacidad para tener hijos debido a su arco de castidad o complicaciones biológicas. Para saber dónde se rodó la película, lea esto.

final del infierno disco

Al final de Disco Inferno, Mel lucha por liberarse del cautiverio de la hermana Lynn mientras el espíritu maligno se acerca a matar a su hijo por nacer. Sin embargo, Brandon llega justo a tiempo y salva a Mel. Después de enterarse del embarazo de Mel, Brandon se alegra mucho y la saca del ático. Sin embargo, mientras Mel y Brandon se besan, por un breve momento escuchamos un gemido que recuerda al de la hermana Lynn.

Además, las pupilas de Mel se oscurecen por completo, lo que implica que el fantasma de la hermana Lynn la ha poseído. Sin embargo, un Brandon desprevenido lleva a Mel a un lugar seguro a medida que avanzan los créditos, dejando a Mel y Brandon inseguros sobre su destino. Al final de Disco Inferno, independientemente de la interpretación que los espectadores elijan creer, el corto, particularmente el final, presenta perspectivas contrastantes sobre el embarazo a través del conflicto sobrenatural entre Mel y la hermana Lynn.